Algeciras juega al despiste con la red de Plaza Andalucía

Tras un mes desde la petición de información por la red instalada en el centro comercial Plaza de Andalucía, el Ayuntamiento de Algeciras ha demostrado, además de un caos administrativo que les impide cumplir con los procedimientos administrativos, posibles intentos de camuflar la instalación de la red bajo una licencia de limpieza.

A fecha de hoy al parecer las peticiones de licencia, cuya competencia corresponde a Urbanismo, fueron desviadas a Medio Ambiente, y de ahí a Salud y Consumo, sin que ninguno de ellos haya cumplido la legalidad informando de los plazos y efectos del silencio administrativo.

Además de perder la documentación en la Delegación de Salud y Consumo, se han detectado contestaciones a otros colectivos citando una licencia de obras menores para la limpieza de las pérgolas. ¿Qué tiene que ver la limpieza de las pérgolas con la instalación de otra estructura? En la misma excusa al parecer se indicaría que la administración ha presentado factura de la instalación de la red por una empresa homologada, indicando que sólo fueron 2 las palomas que murieron en la red, según el centro comercial, y ha sido reparada.

Por todo ello desde Defensa Ciudadana Activa se pedirá copia del expediente de la licencia de obras menores citada como excusa por el Ayuntamiento, además de las facturas y cualquier documentación justificativa que haya presentado la administración del centro comercial.

“Es necesario comprobar si la licencia de obras menores incluía la instalación de la red, además de si su presupuesto se encontraba incluido a la hora del pago de las tasas municipales, y cómo una estructura así ha pasado como “limpieza”. No creemos que cualquier vecino de Algeciras pueda pedir licencia para limpiar o pintar su vivienda y construir otra planta, por ejemplo, con una licencia de obras menores, por lo que el departamento de Urbanismo debería aclarar qué ha ocurrido exactamente en el CC Plaza de Andalucía“, informaron.

Por último desde DCA se lamentó la información contradictoria que emite la administración, desde la respuesta en redes sociales del Alcalde informando de que no existía licencia para esa red, a la de Atención al Ciudadano indicando que se había solicitado la retirada inmediata de la misma. Pasado un mes lógicamente ambas respuestas han demostrado su falta de credibilidad.