Detectan bajas indebidas del padrón municipal de San Roque

La Asociación Defensa Ciudadana Activa ha solicitado al Ayuntamiento de San Roque diversa documentación y copia de expedientes por bajas de ciudadanos comunitarios durante el último año. Estas bajas al parecer se habrían producido tras no comprobar el Consistorio la residencia de los vecinos, procediendo a darles de baja sin notificarles la apertura de expediente ni darles plazo de alegaciones.

Tras recibir las primeras quejas, desde DCA se contactó con el Instituto Nacional de Estadística para conocer qué podría haber sucedido, dado que desde el Ayuntamiento de San Roque la primera explicación recibida fue que “eso viene de Cádiz”.

Desde el INE se informó de los procedimientos para la renovación o baja en el padrón de los extranjeros, que es muy diferente en el caso de que sea comunitario o no. De este modo, mientras los no comunitarios deben renovar con cierta documentación su residencia, los ciudadanos comunitarios no tienen ninguna obligación de presentar documentación alguna, siendo las administraciones quienes deben comprobar, bien enviando agentes de Policía Local, bien comprobando las gestiones que realizan los ciudadanos en sus dependencias, o por cualquier otro medio, si han dejado de residir en la zona. “Por tanto no son los ciudadanos comunitarios quienes deben demostrar que residen aún, si no la administración local la que debe comprobar de modo fehaciente que no residen y, en todo caso, notificarles el inicio de los expedientes de baja y darles un plazo de alegaciones, algo que ya se ha confirmado desde el Consistorio que no se viene realizando.”

Además de la documentación relativa a la gestión de los expedientes de baja, desde DCA se ha solicitado la identificación de los responsables de estas tramitaciones, en vista de que “en caso de que la administración local no anule de oficio esas bajas devolviendo a los ciudadanos a su situación original, podrían ocasionar un grave daño a los afectados, que estarían en su derecho de proceder contra los responsables. Desde DCA pensamos que no todo debe pagarlo siempre la administración pública, es decir, los contribuyentes, ya que de ese modo avalamos los errores y las continuas trabas para su solución mientras los responsables se escudan tras las arcas municipales”, finalizaron.